La ignorancia clave de la Felicidad

la-cabeza-chica-cara_14421483

Haz tu consulta en www.self-confident.es

En la ignorancia de los demás y el pensar en lo que nosotros mismos deseamos se halla uno de los pasos que más pueden ayudarnos a ser felices

Así lo cita, Susanna Halonen en un artículo  publicado en Psychology Today 

Priorizando las cosas que más nos importan, adquiriendo hábitos que nos resultan placenteros y procurando potenciar los pensamientos positivos ya estamos haciendo mucho por nuestra propia felicidad.

Considera que un truco fundamental es el de crear una ilusión positiva que te ayuda a ignorar ciertas cosas que luchan en contra de tu bienestar.

1. Ignora los juicios de los demás

Las personas felices están seguras de sí mismas, de lo que son y de aquello en lo que creen. Hacen un esfuerzo consciente en no dejar que los juicios y las opiniones de los demás afecten a su estado de ánimo o a sus preferencias en la vida. Se centran en sustituir la autocrítica por compasión y no dejan que las opiniones de los demás tengan cabida en su cabeza.

2.Ignora las preocupaciones acerca de aquello que no puedes cambiar

No gastes tiempo y energía preocupándote por cosas que no te competen o sobre las que no tienes influencia alguna. Tu inquietud no mejorará para nada la situación que te tiene en vilo y sólo aumentará tu nivel de estrés, tu obsesión con el problema y la frustración por no poder hacer nada al respecto. Deja el problema estar y céntrate en aquello sobre lo que realmente tienes alguna influencia.

3. Ignora el sufrimiento de tener que trabajar duro para obtener lo que deseas

Las personas felices están seguras de sí mismas, de lo que son y de aquello en lo que creen

Las personas felices se crecen ante un reto y disfrutan de su día a día a pesar de los obstáculos que encuentran en su camino. Además, cuanto mayor y más difícil sea el esfuerzo destinado a conseguir lo que deseas, más sentirás que habrá valido la pena.

4. Ignora la comparación obsesiva con los demás

Busca rodearte de gente valiente e inspiradora, que te aporte el coraje y la ambición para mantenerte en el camino que deseas. No compares tu vida con la de los demás ni evalúes tus éxitos y fracasos en función a los otros. Halonen insiste en que esto es especialmente importante en la era informática en que vivimos, donde todo el mundo puede fardar (con o sin motivo) en las redes sociales. Que alguien suba una foto feliz o disfrutando no significa que se halle en ese estado las veinticuatro horas del día.

Debes evaluarte sólo en relación contigo mismo y mejorar la persona que eras ayer, pero olvida en qué lugar estás en función de los demás. La gente feliz lo hace, y le funciona. 

http://www.psychologytoday.com/blog/the-path-passionate-happiness/201405/what-do-happy-people-choose-ignore

https://www.youtube.com/watch?v=EE917JNKxYU

Anuncios

El Poder de las Caricias

 

caricias

Haz tu consulta en www.self-confident.es

Según el diccionario de la Real Academía Española

La caricia es:

Demostración cariñosa que consiste en rozar suavemente con la mano el cuerpo de una persona, de un animal, etc.

Con las caricias además de una demostración afectuosa, podemos transmitir:

Apoyo, tranquilidad, compañía, amistad, atención, cuidado, protección, auxilio, confianza, ánimos, seguridad, esperanza, cordialidad, ternura, compasión, comprensión, solidaridad…

Sobre todo porque con la caricia se demuestra al otro que existe y  viceversa. Las caricias se relacionan con algo positivo y placentero para la persona. Las caricias según el análisis transaccional son vitales para sobrevivir y vivir, por ello hay personas que prefieren el rechazo, la ausencia de caricias o manifestaciones aunque sean negativas que le transmitan pese a su sufrimiento que existe, mejor esto que no la indiferencia e ignorancia de su existencia.

Además las caricias, como forma de lenguaje corporal pueden revelar sentimientos profundos e incidir en el bienestar físico y emocional de las personas, según el psicólogo Matthew Hertenstein.

Cuando estimulamos los receptores táctiles se reduce el estrés, y generan sensaciones de alegría y felicidad.

Otro estudio realizado en la Universidad de Carolina del Norte, 2004, reveló que las caricias y abrazos ayudan al funcionamiento del corazón de las mujeres, dado que aumentan los niveles de oxitocina y reducen la presión arterial, evitando el riesgo de sufrir enfermedades cardíacas

La Fuerza del Optimismo

El optimismo es la actitud que nos permite sacar de los problemas e imprevistos algo positivo

optimismo

Haz tu consulta en www.self-confident.es

Redes Eduard Punset

 Somos optimistas por naturaleza

La mirada de Elsa

 http://www.rtve.es/alacarta/videos/redes/redes-miradaelsa-20121104-1850/1570381/

Optimismo para la situación actual: Es imprescindible hoy en día “echarse unas risas”

 

La Pereza Emocional

pereza emocional pareja

Haz tu consulta en www.self-confident.es

Nos encontramos en un estado de pereza emocional, cuando no queremos afrontar situaciones donde nuestras emociones estén implicadas. Por ejemplo, Conflictos familiares, conflictos con la pareja o amigos, y en situaciones dónde de alguna manera tenemos que expresar y reconocer nuestras emociones  a otra u otras personas.

El ejercicio de la introspección, es decir el hacer una observación interna de los pensamientos, sentimientos o actos, en otras palabras auto conocernos emocionalmente y expresar nuestras emociones, sentimientos y pensamientos a otra/as persona/as, se nos hace difícil porque normalmente no nos enseñan a hacerlo de manera natural, y muchas veces no tenemos las herramientas adecuadas para hacerlo de manera positiva.

¿Cuál es la causa de esta pereza emocional?

Para las personas, sobre todo cuando hemos pasado por momentos de alta tensión emocional, nos resulta más fácil ponernos una coraza o fabricar puentes y alejarnos de todo aquello que nos pueda hacer “sentir”. Por ello evitamos  a toda costa que los pensamientos y sentimientos negativos que en cierta ocasión sentimos, vuelvan a recordarse y nos vuelvan a hacer sufrir. Por ello normalmente utilizamos frases como:

“Déjalo estar” “Déjalo pasar”

“No quiero hablar de esto o lo otro”

“Las cosas son así y no hay que dar más vueltas”

“Eso quedó atrás”

“Yo es que soy así”

Etc.

Relacionamos el hablar de sentimientos y emociones con sufrimiento, con pasarlo mal, incluso con angustia. Esto suele ser un indicador de un déficit en el control de emociones, de falta de herramientas a la hora de enfrentarnos no sólo a lo que estamos sintiendo sino también a los sentimientos de los demás, es la falta de habilidades en el plano emocional en nuestras relaciones tanto intrapersonal como interpersonal.

Para superar esta pereza emocional:

-Tenemos que relacionar las emociones como algo positivo, es bueno tanto el tener emociones positivas para disfrutar de ellas, como superar y hacer frente a las emociones no tan positivas.

-El autoconocimiento personal nos permite actuar de manera más positiva y eficaz ante los conflictos en cualquier ámbito (personal, social, laboral y familiar…)

– Poseer herramientas para gestionar nuestras emociones es fundamental, para afrontar los conflictos cuando aparezcan. Ya que evitar las situaciones con alto contenido emocional, no significa que desaparezca por arte de magia, sino que las iremos almacenando y esto hará que un peso emocional sobre otro y sobre otro en nuestro interior nos puede provocar entrar en un estado de debilidad emocional, que nos producirá cierta tristeza y correremos el riesgo, incluso de caer en depresión.

-Debemos entrenar nuestras competencias emocionales, para ello es bueno hablar de nuestras emociones y expresarlas de manera natural con nuestra pareja, amigos, familia, etc., siendo honestos con nosotros mismos y tener tiempo para escuchar y captar las emociones de los demás.

La vida no es tan corta como para no tener una segunda oportunidad

segunda oportunidad

Haz tu consulta en www.self-confident.es

A lo largo de nuestra vida, según avanzamos en edad, se producen cambios tantos cuantitativos como cualitativos que nos van convirtiendo en personas adultas. Pasamos por diversos sucesos evolutivos que van desde las primeras acampadas, primer enamoramiento, primeras rupturas, el inicio de una carrera,  primer empleo, en la adolescencia y juventud. A lo largo de nuestra   edad mediana consolidamos el matrimonio, la maternidad/paternidad, la estructuración de la vida laboral y consolidación económica, y como mayores-jóvenes y mayores-mayores llegamos a la  jubilación, “nido vacío” y ser abuelo.

Pero a lo largo de este ciclo vital existen un alto porcentaje de personas, llegadas a la mediana edad, que sufre una ruptura en este continuo,  debido a la situación económica actual se produce un resquebrajamiento de la consolidación económica y por otro lado se producen rupturas en las parejas y matrimonios.

Y es entonces en este momento de nuestra edad mediana, en la que podemos hablar de 35 hasta los 60 años aproximadamente, en la que nos encontramos con todo un mundo  que desconocíamos hasta el momento.

El maravilloso mundo de los divorciad@s, separad@s, y solter@s de larga duración. Que lejos de ser un fracaso en la vida como muchos lo ven, puede convertirnos en personas afortunadas en los que la vida nos da una segunda, tercera o cuarta oportunidad.

Cuando llega este momento en nuestra vida, nos damos cuenta que lejos de nuestro contexto social normalizado, nos encontramos con un colectivo de personas de las que hasta ahora no nos habíamos percatado, y que parece que salieran de debajo de las piedras.

Descubrimos solterones con Síndrome de Peter Pan, separados que llevaban un cuarto de siglo con su pareja, esperando que llegara el momento que nunca llegó y que decir de los divorciados que son los que con mayor ansia viven esta etapa, para recuperar a la menor brevedad posible su antiguo estatus.

Curiosamente todos van a  dar al mismo lugar, buscamos lugares de encuentro en los que nos sentimos bien porque coincidimos en edad, lugares de ocio identificados y conocidos precisamente por  el rango de edad de las personas que lo frecuentan,  y con un objetivo común, buscar otra oportunidad de completar nuestro ciclo vital.

Existe un pequeño desajuste, en las edades que comprenden los extremos.

Porque los que tienen entre 35-40 años, que ya empiezan a sentir los estragos de la edad en su rostro les cuesta reconocerlo, les cuesta verse en el reflejo de esas personas que con 50 años no saben exactamente cómo moverse al ritmo de los nuevos gustos musicales, sabiendo que la edad juega en su contra y los de 55-60 años, que se preguntan al final de la noche, Qué hago aquí.

Y es en este contexto dónde nos encontramos con una prueba de fuego para romper nuestros prejuicios y estereotipos, para empezar a vivir una etapa en nuestra vida que debemos tomarla con ilusión y sin frustraciones, reconociendo que  independientemente de nuestra edad y responsabilidades podemos volver a esa etapa añorada de la adolescencia y juventud, porque

la vida no es tan corta como para no  tener una segunda oportunidad.

¿Enamorarse es superficial?

enamorarse es superficial

Haz tu consulta en www.self-confident.es

Hace unos días, una amiga se preguntaba si es superficial enamorarse.

El enamoramiento empieza a ser superficial, cuando deja de ser libre.

Con sólo observar  los cambios que se van produciendo en nuestras vidas cuando nos enamoramos, nos podemos dar cuenta de lo que influye en nosotros este estado emocional.

-Primero en nuestros pensamientos, porque la persona que nos enamora los invade: mañana, tarde y noche, y no se va,  está ahí,  por mucho que lo intentemos se entromete.

-Segundo, empieza a cambiar nuestros hábitos,  cambiamos nuestros horarios, las cosas que hacíamos los fines de semana, las personas que veíamos, todo empieza a cambiar poco a poco, sin darnos cuenta.

-Tercero, nuestro espacio vital, el tiempo que teníamos a nuestra disposición empieza a acortarse, ahora dedicamos parte de nuestro tiempo a la otra persona.

-Cuarto, nuestros gustos, empezamos a  sentir gustos por cosas que ni siquiera teníamos dentro de nuestros planes, practicar cierto tipo de deporte, ver ciertos tipo de películas, comer cierto tipo de comida, que está muy bien experimentar cosas que nunca hemos hecho, pero todo cambia cuando no sale de nuestro propio interés sino por compartirlo casi de manera impostada con la persona de la cual nos hemos enamorado.

-Quinto,  nuestro comportamiento y actitudes también cambian, porque si el amor significa ser uno, tenemos que juntar  nuestros rasgos de personalidad y amoldarlos para  crear una personalidad única, con equilibrios,  compuestos por dos sujetos físicos.

Nuestra esencia original cambia al enamorarnos y cuando compartimos nuestra vida con otra persona. Sólo cuando dejamos de estarlo, cuando volvemos a ser uno sólo, volvemos a sentir nuestra esencia, recuperamos nuestros hábitos, horarios, amigos, gustos, y pensaremos que hemos recuperado nuestra libertad.

Entonces nos damos cuenta que el amor cambia nuestra esencia , sin opción a elegir.

No hay que tener miedo a decir que  enamorarse es superficial